Disfrutar el día y la noche en San Telmo

Turismo - Tuesday, October 10, 2017.
Enviado por AGOSTINA

San Telmo es el barrio de paso imperdible para quienes quieren conocer la verdadera esencia de Buenos Aires. Sus iglesias antiguas, sus calles empedradas rodeadas de olores particulares de comida, en su gran mayoría española o italiana, y el infaltable tango hacen de este barrio un lugar único.

San Telmo conserva la gran mayoría de sus edificios antiguos, es el lugar de Buenos Aires que convoca a cientos de turistas por día, los cuales admiran la belleza de estos edificios coloniales. Algunos en mejor estado que otros, pero todos nos remontan a los comienzos del siglo XX, un barrio de inmigrantes principalmente llegados de Italia y España y cuya esencia aún se percibe.

La plaza Dorrego es el centro principal de San Telmo donde se concentran numerosos bares para escuchar tango y tomar algún café, vino o cerveza. También se pueden encontrar restaurantes para comer comidas típicas de Argentina como ser el asado o empanadas fritas. Para acompañar un rico plato, San Telmo ofrece un hermoso entorno rodeado de artistas que exponen sus obras en la calle o en locales.

Ahora bien, si queremos visitar este lugar emblemático de Buenos Aires, aquí te nombraremos algunas de las tantas opciones que tienen para hacer durante el día.

-       Arquitectura: para preservar los edificios del lugar, algunas edificaciones antiguas de San Telmo fueron nombradas patrimonio histórico. Así podremos visitar la Iglesia Dinamarquesa, la facultad de Ingeniería, el Museo de Arte Moderno, el Pasaje de la Defensa, entre otros.

 

-       Paseo de la Historieta: Se trata de una propuesta del barrio de recorrer algunas calles de la ciudad de Buenos Aires mientras podrán ir observando diferentes homenajes a alguno de los principales personajes de historietas argentinas. También se pueden encontrar  autores argentinos que marcaron un antes y un después en el mundo del arte gráfico. Podrán sacarse fotos con algunos de los personajes como Mafalda, Patoruzú, Gaturro, Isidoro, entre otros.

 

-       Bar Sur: Con una decoración rústica y acogedora, el bar se tiñe de la música más clásica y antigua de Buenos Aires, el Tango. Un clásico para escuchar, bailar y disfrutar un hermoso momento en familia, con amigos o en pareja.

 

-       Plaza Dorrego: Todos los domingos la calle Defensa se convierte en peatonal, ahí se arma la feria más famosa de la ciudad. Colmada de bares, cafés, negocios, farolitos, árboles tupidos, gente bailando tango, y su característica principal: una calle angosta con un sinfín de puestos de artesanías, comidas, cosas antiguas, estatuas vivientes, titiriteros y muchos dibujantes ofreciendo hacerte una caricatura.

 

Sin dudas otro de los atractivos de esta feria son las comidas clásicas de algunos puestos que ofrecen jugos hechos en el momento hasta empanadas fritas, brownies, chipá y panqueques con dulce de leche. Claro, que si queremos optar por una opción que no sea en la calle podemos elegir algunos de los tantos bares que hay alrededor la de la feria.

 

-       Mercado de San Telmo: a unas cuadras de la Plaza Dorrego se encuentra el Mercado conocido como “la feria de las púlgas”; un lugar techado donde también encontraremos una mezcla de antigüedades, pinturas, artesanías, comida tales como pescados, carnes y verduras, entre otras cosas. En el centro del Mercado se ubica también un famoso local de venta de jugos y bebidas exóticas al que todos visitan por sus llamativas y variadas propuestas.

 

Una combinación perfecta para terminar un día espectacular en San Telmo es recorrer o visitar algunos bares y boliches. Ofrecen una amplia carta de lugares para quienes buscan escuchar algo de rock, tango, jazz o música en vivo mientras comen y toman alguna cerveza artesanal. También para disfrutar una linda obra callejera mientras siguen recorriendo la feria; o para mover el cuerpo en alguno de los boliches más populares.

Para despedirnos de San Telmo con algo bien típico de Buenos Aires les recomendamos ir a comer pizza con fainá. La fainá traída por los inmigrantes Genoveses, se apoderó de la gastronomía de la ciudad de Buenos Aires e hizo de ésta un plato típico de San Telmo. Podemos encontrarla y pedirla en varias pizzerías donde hacen la fainá (un plato hecho a base de harina de garbanzos, agua, aceite de oliva, sal y pimienta) acompañada de diversos sabores y gustos.

 

 

 

Acerca de Turismo

 Sector Turismo

Mas información acerca de Turismo

  • Imprimir
  • Reportar abuso

Comentarios

Escribe tu comentario